¿Qué hacer si se inunda tu casa?

inundacion-casa-seguro

Este año la lluvia se está haciendo de rogar y parece que no llega pero siempre hay que tener la casa preparada para que la gota fría no nos pille de sorpresa. Además, hay otras causas de inundación. Llegas a casa, abres la puerta y ¡zas! Te encuentras con la casa inundada. ¿Un mal sueño o una realidad? La verdad es que ocurre más veces de las que piensas, desde una fuga en un tubería, la lavadora o el lavavajillas que se estropea, hasta un grifo abierto olvidado. Las causas de una inundación en tu hogar pueden ser varias, pero el resultado es siempre el mismo: agua por todas partes, muebles estropeados, electrodomésticos rotos e incluso daños en el piso del vecino.

Lo primero es la previsión:

  • Cortar el agua: si vas a estar fuera durante un periodo largo de tiempo, cierra la llave de paso general. Vacaciones, un viaje para ver a la familia al otro lado del charco, etc. Ten en cuenta que a distancia es muy difícil resolver.
  • Reparar las grietas: las grietas son especialmente peligrosas cuando llueve porque el agua puede colarse por cualquier resquicio.
  • Revisar el goteo: muchas inundaciones son a causa del goteo constante de algún grifo o electrodoméstico. Después de cerrar el grifo siempre hemos de fijarnos en que esté bien cerrado y no caiga ni una gota de agua.

¿Y cuando se ha inundado?
Una vez pasado el susto inicial, llega la hora de pensar con claridad y hacer frente a la situación. Para ello, queremos darte unos pasos básicos que no debes olvidar en este tipo de situaciones.

  1. Desconectar la luz para evitar descargas eléctricas, calambrazos y otros problemas. Cuando veamos que el agua no está en contacto con nada eléctrico ya podemos volver a dar la luz.
  2. Limpiar el agua y minimizar los daños. Lo último que queremos es que el problema que ya tenemos empeore así que enseguida hay que ponerse a ‘achicar’ el agua, limpiar las zonas en las que esté estancada y secar las zonas afectadas. Esto es muy importante para que no salgan humedades. Si la inundación la ha producido la lluvia, deberemos saber por dónde ha entrado, pero si es por una tubería rota o por un grifo mal cerrado deberemos cortar el agua o cerrar el grifo inmediatamente para cortar la fuente del problema.
  3. Revisar los daños: seguro que es lo último que quieres hacer, pero tienes que comprobar todo lo que se haya estropeado y anotarlo para dar parte a tu seguro. Comprueba que no hayas causado daños a tu vecino y si es así, anótalos también para que tu seguro se haga cargo.
  4. Dar parte al seguro: con tu lista de daños, llega la hora de llamar al seguro para dar parte de lo ocurrido.
  5. Evaluación de siniestros: después de llamar, el seguro te enviará a casa un perito para que evalúe el siniestro en tu casa y en casa de los vecinos que se hayan visto afectados. Con la lista de daños el perito fotografiará y tomará notas de todos los desperfectos de la vivienda y con toda esa información tu seguro tendrá que cuantificar los daños.

Como puedes ver, no es muy complicado lo que tienes que hacer. El seguro se hace cargo de todo. En Divina Pastora Seguros nos hemos comprometido con proteger tu forma de vida por eso las coberturas principales de nuestro seguro de Hogar cubren los daños por agua, los daños eléctricos y los provocados por la meteorología. Aquí puedes encontrar todas las novedades de nuestro seguro de Hogar.

Tu dirección de correo no será publicada. Los campos requeridos están marcados *

*